El Partido Socialista ha remarcado que, votando al PSOE en las próximas elecciones generales del 10 de noviembre, los melillenses estarán diciendo “sí” a la construcción de centros escolares, a la disminución de las ratios y a las mejoras laborales de los docentes.

El candidato al Congreso, Jaime Bustillo, asegura que, si gana su grupo, su formación se compromete a la construcción de tres nuevos centros educativos, al margen de inaugurar el IES del Jardín Valenciano y el colegio de Gabriel de Morales.

Frente al modelo que propone el PSOE, dice Bustillo que el PP apuesta por la paralización de proyectos. Le recrimina que no haya construido ni un solo centro en sus años de mandato, que haya permitido que se disparen las ratios en las aulas y que haya mantenido congeladas las plantillas de docentes. Bustillo señala que, por todas estas cuestiones, el balance del Gobierno del Partido Popular para la educación en Melilla es “nefasto”.

En este sentido, el candidato al Congreso recuerda que ha sido un Gobierno Socialista el que ha puesto en funcionamiento el antiguo Mercado central, el que ha sacado la oferta pública de empleo más amplia en décadas para el cuerpo de maestros y el que ha ampliado la plantilla con 38 docentes más.  Suma Bustillo, el hecho de que el PSOE haya impulsado y potenciado la Formación Profesional, ampliando la oferta de ciclos en la ciudad. No se olvida tampoco de los 300.000 euros que se destinarán para la construcción del pabellón polideportivo en el Campus Universitario.

Por todo lo expuesto, Bustillo deja bien claro que el compromiso del Partido Socialista con la educación es “total y absoluto”. Señala que “en un año no se puede cambiar un país, no se puede cambiar una ciudad, pero sí que se puede cambiar el rumbo a seguir”. Apunta que eso es lo que se propone y está haciendo el PSOE: “cambiar el rumbo de la Educación en Melilla”.

Vía Cope Melilla