El comité de dirección de Adelante Melilla ha acordado no concurrir a las elecciones generales del próximo 10 de noviembre. La formación ha explorado varias opciones y la primera que ha descartado ha sido la de presentarse en coalición con alguna de las formaciones que se presentan en la ciudad. Así, cree que en el caso del PP, ha demostrado que su forma de representar a Melilla en las Cortes atiende a intereses partidistas. Por lo que respecta a CpM, según Adelante Melilla, exigía concurrir con un candidato sobre el que pesa una condena judicial, algo incompatible con las normas de la formación.

En el caso del PSOE, señala que lleva más de un año al frente de la delegación del Gobierno y no ha procurado el cambio en los problemas que afectan a los melillenses, como la seguridad o la frontera. La otra opción de coalición era con Más País pero la premura de la convocatoria electoral y el corto proceso de creación del partido “no ha dado margen para forjar una alianza sólida” a pesar de que se han reunido en Madrid.

Adelante ha descartado presentarse en solitario porque la organización está inmersa en un proceso interno de estructuración orgánica para dotarse de herramientas sólidas de participación y consolidarse como una fuerza política abierta, democrática y referente para los melillenses. Asegura que en cinco meses la formación ha sido bien recibida entre los ciudadanos y cuenta ya con 170 afiliados como base para crear una estructura sólida.

La formación que lidera Amin Azmani insta a los melillenses a que voten en conciencia, libremente y lejos de la manipulación vivida en varias zonas de la ciudad en los últimos comicios electorales. Además, pide a los partidos que contribuyan a la normalidad democrática y eviten tensionar a la población con asuntos sensibles para la convivencia como el tema confesional y cultural utilizado como arma electoralista.

Vía Cope Melilla