La Consejería de Medio Ambiente y Sostenibilidad va a invertir cerca de 8 millones de euros procedentes del superávit en proyectos de inversiones financieras sostenibles. Entre ellos destaca la instalación de un nuevo sistema de regadío en el parque Hernández, la recuperación de un túnel que unirá la plaza de la Aviación Española con el parque Lobera y tres proyectos del Plan de Movilidad Urbana Sostenible.

Hassan Mohatar, que calcula que la ejecución de estas obras supondrá la creación de unos 70 puestos de trabajo, ha adelantado que en los pliegos de condiciones se va a incluir una cláusula para que hasta el 10 por ciento de los nuevos contratados sean parados de larga duración.

Estas obras, que deberán estar adjudicadas antes del 31 de diciembre de este año y finalizadas antes de que termine 2020, se sufragan con coste al superávit de la Ciudad. Mohatar ha resaltado la instalación de un nuevo sistema de regadío en el parque Hernández por importe de 420.000 euros, dos actuaciones en la estación depuradora de aguas residuales por algo más de 800.000 euros y la mejora del almacén general por 632.000 euros.

Al margen de la reforma y mejora de los jardines de la zona norte del barrio de la Victoria y la construcción de un parque infantil con aparatos de gimnasia en Altos de la Vía, el consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad ha adelantado que se va a recuperar un túnel subterráneo que conecta la plaza de la Aviación Española con el parque Lobera.

Por lo que respecta al Plan de Movilidad Urbana Sostenible, se van a ejecutar tres proyectos, uno en el Industrial para reordenar las calles Alfonso Gurrea, Pedro Navarro y Francisco Benítez, y dos en el centro en las calles General Pareja y O’Donnell, Prim y Primo de Rivera. En este caso, la inversión ronda los tres millones de euros.

Vía Cope Melilla