SATE cree que “no es recomendable” instalar cámaras de vigilancia en las clases de los centros educativos como propone la Fiscalía General del Estado para reducir los abusos sexuales a menores. Aunque el sindicato no se opone a que se ubiquen en otros puntos como los despachos, sí está en contra de que se coloquen en las aulas.

En declaraciones a COPE Melilla, José Luis López Belmonte ha mostrado la preocupación de su sindicato ante el incremento de casos de abusos sexuales a menores pero defiende que esta situación debe combatirse dotando a los docentes de los medios adecuados para impartir las clases.

El representante de SATE ha recordado que hace cinco años el sindicato denunció ante la Fiscalía que las ratios de Melilla eran ilegales y no se adoptaron medidas. López Belmonte insiste en que la Fiscalía debe instar a la Administración a que se cumpla la ley y permita que los docentes hagan su trabajo en unas condiciones dignas y adecuadas.

La solución en este caso está, según el sindicato, en ofrecer una educación sexual de calidad alejada de las redes de pornografía. Según López Belmonte, los jóvenes a día de hoy están más informados por las redes sociales que por planteamientos rigurosos y científicos.

Vía Cope Melilla