La Ciudad Autónoma está buscando una solución al problema suscitado en torno a los Agentes de Movilidad después de que el Tribunal Supremo haya emitido una sentencia en el que no les reconoce como una figura de autoridad. Eduardo de Castro, que se reunió ayer con miembros del colectivo, ha dejado claro que la bolsa de trabajo creada al efecto no se va a cerrar y que se buscará el encaje legal para que puedan desempeñar su labor.

Vía Cope Melilla