El presidente de la Ciudad ha comparecido esta mañana en calidad de investigado ante el juez Miguel Ángel García, titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5, después de que haya sido admitida la denuncia interpuesta por VOX contra el líder de Ciudadanos por presuntas irregularidades en la elaboración de la candidatura del partido a las últimas elecciones autonómicas.

Eduardo de Castro llegaba a los juzgados en torno a las 8.20 horas y lo hacía por la puerta del Registro Civil, no por la principal en donde le esperaban los medios de comunicación. En torno a las 9.00 horas y tras evitar que los periodistas tomaran imágenes de su salida, abandonaba apresuradamente las Torres V Centenario en un vehículo no oficial mientras sus escoltas despistaban a la prensa colocándose en la puerta del Registro.

Posteriormente, y ya en rueda de prensa, ha asegurado que no tiene ningún inconveniente en responder a las preguntas del juez y que por respeto a la justicia no ha querido pronunciarse sobre el caso.

Preguntado por su actitud a la hora de entrar y salir de los juzgados, evitando a los medios de comunicación, De Castro ha explicado que no quería que un partido en concreto que iba buscando esa situación, en alusión a VOX, consiguiera su objetivo.

Así las cosas, el presidente de la Ciudad ha acusado a VOX de mentir más que habla y ha dejado claro que el presidente de esta formación, Jesús Delgado Aboy, no es el más indicado para darle lecciones de legalidad.

Vía Cope Melilla