El Partido Popular desea conocer si el líder de CpM, Mustafa Aberchan, convocará alguna manifestación si finalmente el Ejecutivo de la Nación ratifica que no podrán importarse borregos desde Marruecos para la celebración del Aid El Kebir o si, por el contrario, denunciará a la delegada del Gobierno o al responsable del área de Salud Pública, tal y como ha hecho cuando el PP estaba en el poder.

Miguel Marín apunta que hay una tercera opción que sería la de esconderse y no dar la cara. El número dos del PP de Melilla entiende que habrá que esperar a los próximos días para saber cómo tiene previsto actuar CpM al respecto.

De momento, apunta Marín, Coalición por Melilla ha optado por “disimular” y desviar la atención de toda la polémica de los borregos asegurando que CpM dejaría el Gobierno local -en caso de que no se garantizase la festividad de la Pascua Grande- o asegurando que estaría dispuesto a dar un margen al Ejecutivo central para que se pudiera modificar la ley para para permitir la entrada de los animales.

El secretario regional del PP local ha aprovechado también para criticar la postura que en este asunto ha adoptado Eduardo de Castro. Marín no entiende que durante el tiempo que ha estado en la oposición le solicitará a Imbroda que resolviera este problema cuando ahora, siendo él presidente de la Ciudad, dice “que no es su problema” y que el Gobierno local no tiene competencias en fronteras.

En este sentido, el popular se pregunta de qué partes piensa De Castro ser el intermediario para solucionar este asunto. Marín lo tiene claro: entre la Delegación del Gobierno y Aberchan.

Vía Cope Melilla