El Partido Popular apuesta por combatir el fraude fiscal, bajar el impuesto del IRPF y el de sociedades y eliminar el de patrimonio, sucesiones y donaciones. Fernando Gutiérrez Díaz de Otazu asegura que no se puede incrementar el gasto público, como quiere hacer el PSOE, sin tener unos impuestos solventes, de ahí que apueste por adoptar determinadas medidas que contribuyan a este fin.

El candidato al Congreso por Melilla ha recordado que, en contra de su criterio, tuvo que incrementar los impuestos para hacer frente al déficit heredado del Gobierno de Rodríguez Zapatero. Sin embargo, en los años 2015 y 2017 se llevaron a cabo rebajas fiscales que permitieron, en el caso de 2017, poner en el bolsillo de los ciudadanos 12.000 millones de euros.

Díaz de Otazu subraya que hay que ser conscientes de que todo lo que se asuma como gasto público lo tendrán que pagar los ciudadanos con los impuestos ahora o las generaciones venideras. El candidato al Congreso por Melilla apuesta por la estabilidad presupuestaria y por bajar el impuesto del IRPF por debajo del 40 por ciento en todos los tramos y eliminar el de patrimonio, sucesiones y donaciones.

Vía Cope Melilla