Miguel Marín defiende que el Gobierno central debe compensar a los puertos de Ceuta y Melilla la pérdida anual de ingresos por la bonificación de las tasas a los buques, los pasajeros o la mercancía. El presidente de la Autoridad Portuaria, que ha especificado que, en el caso de la ciudad, supone más de 1,8 millones de euros al año, apunta que al igual que el Estado bonifica el transporte de pasajeros, debería hacer lo mismo con las mercancías, ya que solo pueden llegar a la ciudad vía marítima.

El puerto, explica, deja de ingresar unos 2,5 millones de euros al año por bonificar estas tasas en torno a un 40 por ciento. El Gobierno central compensa al ente portuario con 716.000 euros, por lo que la pérdida asciende a más de 1,8 millones de euros.

Las Autoridades Portuarias de Ceuta y Melilla están redactando de forma conjunta una propuesta para modificar la Ley de Puertos con el objetivo de que se recojan las singularidades de ambas ciudades. En este texto se va pedir también que las dos entidades puedan justificar los gastos de mantenimiento derivados de las inversiones realizadas, algo que ahora no se contempla.

De lo que se trata, dice Marín, es de conseguir que los dos puertos sean autosuficientes. La propuesta que se está redactando con Ceuta se enviará a Puertos del Estado para consensuarla y poder materializarla bien a través de la modificación de la Ley de Puertos o vía Presupuestos Generales del Estado.

Vía Cope Melilla