El presidente de la Ciudad tiene claro que cuando el Partido Socialista llegó al Gobierno impidió al PP seguir avanzando en el cátalogo de puestos de trabajo de la Policía Nacional y de la Guardia Civil. Juan José Imbroda recuerda que su formación siempre ha exigido la necesidad de que llegaran a la ciudad unos 400 efectivos, 200 por cada cuerpo.

El jefe del Ejecutivo local entiende que debe ser la delegada del Gobierno la que explique dónde están los 600 agentes que el PSOE ha venido demandando durante los años en los que el PP ha estado al frente de la nación. Dice que este reclamo se aleja mucho de lo que  ha confirmado la secretaria de Estado de Interior, quien ha comentado que no vendrá ningún agente a la ciudad.

Vía Cope Melilla