El Gobierno local ha mostrado hoy su preocupación ante la falta de noticias por parte de la Dirección General del Agua para llevar a cabo el proyecto de ampliación de la desaladora. Manuel Ángel Quevedo ha recordado que el 7 de junio de 2019 tiene que estar en marcha la obra y adjudicado el nuevo contrato para la explotación de las instalaciones, que finaliza el día anterior.

El consejero de Coordinación y Medio Ambiente ha recordado que en una reunión mantenida en mayo con la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir se habló de que la tramitación de la adjudicación se iniciara en septiembre para llegar en tiempo y forma a junio del año que viene, cuando termina la concesión a la actual empresa, Ferrovial-Cadagua. A día de hoy, dice Quevedo, “no se ha hecho nada”.

Ante esta situación, el consejero no puede entender que la secretaria general del PSOE, que en los últimos años ha insistido en la necesidad de ampliar la desaladora cuanto antes, no se interese ahora por urgir a su Gobierno a adjudicar el proyecto. Quevedo le ha recordado a Gloria Rojas que ahora es el PSOE el que tiene que responder y explicar por qué se han parado dos proyectos tan importantes como estos, la ampliación de la desaladora y el cambio de la línea eléctrica.

En este punto, el popular ha subrayado que el 95 por ciento de la producción del agua y del saneamiento es responsabilidad del Gobierno del PSOE, al que acusa de hacer todo lo contrario a lo que solicita cuando está en la oposición.

Vía Cope Melilla