El secretario regional del PP de Melilla no entiende cómo el Partido Socialista se opone a unos Presupuestos Generales del Estado que, en la ciudad, aumentará de forma considerable la renta de las familias gracias a medidas como el aumento del 50 al 60 por ciento de la reducción del IRPF o el incremento de la bonificación al transporte para residente hasta alcanzar el 75 por ciento.

Miguel Marín ha calificado hoy de “muy positivas” las medidas que va a llevar a cabo el Gobierno central y que van a mejorar la economía de los melillenses. Según el popular, además de las partidas que se incluyen en los presupuestos para mejorar las infraestructuras, las cuentas de 2018 aumentarán los sueldos de los melillenses y reducirán los precios de los billetes de avión y barco.

Para Marín estas mejoras ponen de manifiesto el compromiso del Gobierno de Mariano Rajoy con Melilla y el peso que tiene el presidente de la Ciudad dentro del PP nacional. Gracias a esta posición de Juan José Imbroda, dice, los melillenses podrán viajar a precios más baratos.

La ampliación al 75% de la bonificación al transporte para residentes va a suponer que, por ejemplo, un billete de avión que cuesta actualmente 65 euros ida y vuelta se reduzca hasta los 41 euros, lo que supondrá un importante ahorro para el bolsillo de los melillenses. Para Marín estamos ante una medida “revolucionaria”.

En el caso del aumento del 50 al 60 por ciento de la reducción por IRPF, el secretario general del PP ha detallado que para un trabajador que gane al mes 1.500 euros supondrá un ingreso anual de 300 euros. Si hablamos de un empleado público con un sueldo de 2.000 euros, el ahorro superará los 870 euros.

Vía Cope Melilla