La Ciudad Autónoma se reunirá esta tarde, a las 18.30 horas, con la Delegación del Gobierno y con la Confederación de Empresarios de Melilla para seguir ahondando en el problema de la frontera, analizando las disfunciones que se dan y abordando las medidas que ya se han llevado a cabo y las que están por venir, entre ellas el anteproyecto de Barrio Chino.  Esta cita tendrá lugar en la sede la Delegación del Gobierno

El jefe del Ejecutivo local, Juan José Imbroda, ha comentado que la Administración local asistirá a esta reunión por “responsabilidad moral” y porque “le duele Melilla en su conjunto”. La Ciudad, remarca, irá para “ayudar”. A la reunión acudirán el presidente del Ejecutivo local y los consejeros de Fomento, Medio Ambiente y Seguridad Ciudadana.

Juan José Imbroda aclara que se reúnen con la CEME “porque es la madre de todo el sector empresarial” y señala que esta acudirá con los representantes y miembros que estime oportuno

Independientemente de que hoy se cite el Gobierno con la CEME, Imbroda ha recordado que se han convocado reuniones con todas las partes implicadas y que podrían verse afectadas por la situación de la frontera: con entidades institucionales y con personas que no tenían ningún cargo orgánico. Asegura que se “ha hablado mucho” y se ha puesto de manifiesto “la ganas de trabajar de la Administración para dar una solución y determinar cómo la Ciudad puede ayudar en esta cuestión.

Tras apuntar que el compromiso de la Ciudad es del cien por cien para involucrarse y ayudar en el tema de la frontera, insiste en que no hay que olvidar que en esta cuestión se ve involucrado también Marruecos. Pensar lo contrario, dice, podría llevar al equívoco.

Vía Cope Melilla