José Manuel Calzado ha aclarado hoy que el documento sobre oposiciones presentado ayer a los sindicatos no es una propuesta cerrada, sino algo sobre lo que negociar. El director provincial de Educación ha explicado que se han producido modificaciones en el proceso opositor en lo relativo a los temas a elegir, la experiencia docente y la puntuación global.

A partir de ahora, dice el popular, los sindicatos tendrán que dar su opinión sobre la propuesta y decir si hay que reducir o aumentar plazas en alguna especialidad o cambiar por otra. Lo que sí ha dejado claro Calzado es que las oposiciones son fruto del diálogo constante del Gobierno con los agentes sociales.

El objetivo del Ejecutivo es reducir en los próximos cinco años la inestabilidad en el empleo público un 10 por ciento. Calzado ha detallado que en el caso de Secundaria, habrá oposiciones en 2018 y 2020 y en Infantil y Primaria en 2019 y 2021.

El director provincial ha detallado también que los cambios que se van a aplicar al proceso opositor han sido consensuados con los sindicatos. Así, por ejemplo, la puntuación de la fase concurso pasa del 33 al 40 por ciento de la nota y la oposición del 66 al 60 por ciento. Por lo que respecta a los temas a elegir, si antes para un temario de menos de 25 temas se extraían dos bolas para elegir, ahora se hará entre tres.

Otro aspecto que cambia es el baremo. La experiencia docente pasará a contar ahora hasta un máximo de siete puntos y será puntuable hasta los diez años de ejercicio. Además, se mantiene en cinco puntos la formación académica.

Vía Cope Melilla