Gloria Rojas, portavoz del Grupo Socialista en la Asamblea, cree que “es el momento” de retirar la estatua de Franco y revisar el callejero de Melilla, una ciudad que, dice, debe ser moderna, europea, democrática y de convivencia. Apunta que “vestigios que homenajean la historia más oscura de nuestro país no tienen hueco en Melilla”.

Está de acuerdo con la retirada del monumento a los Héroes de España y defiende que la obra que ocupe ese espacio sea un símbolo de concordia y entendimiento. De igual modo, pide que se ponga un recuerdo al  Café La Peña, “que, expropiado por la dictadura, era un lugar de encuentro, de debate y reflexión de la intelectualidad de Melilla”.

Con respecto al encargo hecho a los artistas Antonio López, Julio López y Andrés García Ibáñez para que elaboren la escultura que sustituirá al monumento a los Héroes de España, Gloria Rojas plantea la posibilidad de que se convoque un concurso de ideas en el que puedan participar otros artistas, incluidos los de Melilla, “donde también hay grandes artistas y arquitectos”.

“Excusas” con el contrato marítimo

El Partido Socialista (PSOE) de Melilla cree que el Gobierno central “se esconde detrás de una excusa” para no sacar el nuevo contrato marítimo. En opinión de Gloria Rojas, la oferta de cero euros de una de las navieras que se ha presentado al concurso “puede poner en riesgo la declaración de servicio público de Melilla con las líneas de Málaga y Almería”. Dice que el Ejecutivo central “no sabe qué hacer con esta cuestión y está ganando tiempo”.

Asimismo, la socialista lamenta que el Gobierno del Partido Popular “no haya hecho nada para garantizar la línea marítima que conecta Melilla con Motril”. Critica que “nunca se mueva un dedo para que los melillenses tengamos garantizadas las conexiones con los tres puntos de Andalucía”.

Vía Cope Melilla